jueves, 2 de marzo de 2017

SALMOS DEL MES DE MARZO CICLO A

1er DOMINGO DE CUARESMA
5 de marzo
SALMO RESPONSORIAL (sal 50)


R: Misericordia, Señor, hemos pecado.

L: Por tu inmensa compasión y misericordia,
Señor, apiádate de mí y olvida mis ofensas.
Lávame bien de todos mis delitos
y purifícame de mis pecados.

R: Misericordia, Señor, hemos pecado.

L: Puesto que reconozco mis culpas,
tengo siempre presentes mis pecados.
Contra ti solo pequé, Señor,
haciendo lo que a tus ojos era malo.

R: Misericordia, Señor, hemos pecado.

L: Crea en mí, Señor, un corazón puro,
un espíritu nuevo para cumplir tus mandamientos.
No me arrojes, Señor, lejos de ti,
ni retires de mí tu santo espíritu.

R: Misericordia, Señor, hemos pecado.

L: Devuélveme tu salvación,
que regocija, mantén en mí un alma generosa.
Señor, abre mis labios
y cantará mi boca tu alabanza.

R: Misericordia, Señor, hemos pecado. 



2° DOMINGO DE CUARESMA
12 de marzo
SALMO RESPONSORIAL (sal 12)

Escucha"15 Domingo II Cuaresma" en Spreaker.

R: Señor, ten misericordia de nosotros.

L: Sincera es la palabra del Señor
y todas sus acciones son leales.
Él ama la justicia y el derecho,
la tierra llena está de sus bondades.

R: Señor, ten misericordia de nosotros.

L: Cuida el Señor de aquellos que lo temen
y en su bondad confían;
los salva de la muerte
y en épocas de hambre les da vida.

R: Señor, ten misericordia de nosotros.

L: En el Señor está nuestra esperanza,
pues él es nuestra ayuda y nuestro amparo.
Muéstrate bondadoso con nosotros,
puesto que en ti, Señor, hemos confiado.

R: Señor, ten misericordia de nosotros.


3er DOMINGO DE CUARESMA
19 de marzo
SALMO RESPONSORIAL (sal 94)


R: Señor, que no seamos sordos a tu voz.

L: Vengan, lancemos vivas al Señor,
aclamemos al Dios que nos salva.
Acerquémonos a él, llenos de júbilo,
y démosle gracias.

R: Señor, que no seamos sordos a tu voz.

L: Vengan, y puestos de rodillas,
adoremos y bendigamos al Señor,
que nos hizo, pues él es nuestro Dios y nosotros,
su pueblo; él es nuestro pastor y nosotros, sus ovejas.

R: Señor, que no seamos sordos a tu voz.

L: Hagámosle caso al Señor, que nos dice:
“No endurezcan su corazón, como el día de la rebelión en el desierto,
cuando sus padres dudaron de mí,
aunque habían visto mis obras”.

R: Señor, que no seamos sordos a tu voz.



SAN JOSÉ, ESPOSO DE LA SANTÍSIMA VIRGEN MARÍA
20 de marzo
SALMO RESPONSORIAL (sal 88)

Escucha"17 San José, esposo de la virgen María" en Spreaker.

R: Su descendencia perdurará eternamente.

L: Proclamaré sin cesar la misericordia del Señor
y daré a conocer que su fidelidad es eterna,
pues el Señor ha dicho:
“Mi amor es para siempre y mi lealtad, más firme que los cielos.”

R: Su descendencia perdurará eternamente.

L: Un juramento hice a David,
mi servidor, una alianza pacté con mi elegido:
‘Consolidaré tu dinastía para siempre
y afianzaré tu trono eternamente’.

R: Su descendencia perdurará eternamente.

L: El me podrá decir: ‘Tú eres mi padre,
el Dios que me protege y que me salva’.
Yo jamás le retiraré mi amor
ni violaré el juramento que le hice”.

R: Su descendencia perdurará eternamente. 



4° DOMINGO DE CUAREZMA
26 de marzo
SALMO RESPONSORIAL (sal 22)

Escucha"17 Domingo IV Cuaresma" en Spreaker.

R: El Señor es mi pastor, nada me faltará.

L: El Señor es mi pastor,
nada me falta;
en verdes praderas me hace reposar
y hacia fuentes tranquilas me conduce para reparar mis fuerzas.

R: El Señor es mi pastor, nada me faltará.

L: Por ser un Dios fiel a sus promesas, me guía por el sendero recto;
así, aunque camine por cañadas oscuras,
nada temo, porque tú estás conmigo.
Tu vara y tu cayado me dan seguridad.

R: El Señor es mi pastor, nada me faltará.

L: Tú mismo me preparas la mesa,
a despecho de mis adversarios;
 me unges la cabeza con perfume
y llenas mi copa hasta los bordes.

R: El Señor es mi pastor, nada me faltará.

L: Tu bondad y tu misericordia me acompañarán
todos los días de mi vida;
 y viviré en la casa del Señor
 por años sin término.

R: El Señor es mi pastor, nada me faltará.


No hay comentarios:

Publicar un comentario